La universidad podría ser mejor

Por Óscar Barberá

Facultat de Magisteri de la Universitat de València

La universidad podría ser mejor. Todos los que hemos pensado así alguna vez —lo que denota interés, puede que hasta afecto, por la institución—, lo hemos hecho tras sufrir alguna decepción que ha provocado en nosotros una respuesta primaria modelo, efecto de la decepción por un servicio defectuosamente prestado: habría que regular mejor lo que queremos que la universidad sea. Esa respuesta primaria nos lleva, con mayor o menor grado de consciencia, a idear procedimientos para asegurar que las personas responsables hagan lo que creemos que deben hacer para que la universidad preste el servicio deseado. Sólo así nos protegeremos de los perniciosos efectos que sobre el buen funcionamiento de la institución tiene la soberbia y el individualismo inherente al profesor investigador de universidad. Sigue leyendo

Verdad o utilidad: ¿Qué buscan los jóvenes en la universidad? Universidad, verdad, humanidades

Por  Josu Ahedo Ruíz. Universidad Internacional de La Rioja

El informe josuPanorama de la Educación 2014 realizado por la OCDE es letal respecto a la situación de la educación española porque coloca a España como el país europeo con mayor porcentaje de jóvenes entre 15 y 29 años que ni estudian ni trabajan, casi un 30%. Tampoco los resultados obtenidos en competencia lectora o matemática son satisfactorios. Ciertamente, tras la lectura pausada de este informe y de otros similares se concluye que el sistema educativo español tiene mucho que mejorar. En la misma línea, a los profesores universitarios también nos inquieta conocer si el sistema universitario español es el más adecuado. Sigue leyendo

Criterios para la evaluación de la actividad investigadora (SEXENIOS)

Minientrada

En BOE de 30 de noviembre de 2015 se publica la Resolución de 26 de noviembre de 2015, de la Comisión Nacional Evaluadora de la Actividad Investigadora, en la que se determinan los criterios específicos para cada uno de los campos de evaluación de la actividad investigadora. Dada la relevancia de esta resolución para la convocatoria de este año para el sexenio, pasamos a transcribir algunos párrafos que consideramos de mayor interés para la evaluación de nuestra tarea como investigadores.

Logo_CNEAI“Como se señalaba en la Resolución de 25 de octubre de 2005 («BOE» de 7 de noviembre) dentro de la tarea general de orientación y actualización de los criterios con los que actúa la CNEAI, un aspecto importante es determinar las condiciones formales que se deben exigir a un medio de difusión de los resultados de la investigación, para que pueda esperarse un impacto aceptable de aquellos. En los distintos ámbitos del saber científico, técnico y social, existen índices internacionales que ordenan, por grado de difusión, las publicaciones de reconocido prestigio. La CNEAI asume que hallarse incluida en dichos índices es garantía para que los contenidos publicados en una determinada revista tengan suficiente calidad. Más complicado resulta determinar cuándo existe una garantía de calidad en un medio de difusión que no aparece en índices internacionales, aunque pueda figurar en bases de datos o recopilaciones bibliográficas o hemerográficas, toda vez que la mera indización o indexación de una publicación sin asignarle lugar en un ranking no es en sí misma necesariamente un indicio de calidad. La Resolución deja abierta la posibilidad para que los autores comuniquen a la CNEAI las citas y reconocimientos independientes que han tenido hasta ese momento las publicaciones que refrendan la actividad investigadora realizada. Los solicitantes deberán hacer explícitos los indicios de calidad que la Comisión y sus comités asesores valorarán, una vez verificada su exactitud, sin que la Comisión o los comités estén obligados (aunque eventualmente puedan hacerlo) a buscar por sí mismos indicios o datos complementarios”. Sigue leyendo

Formación del profesorado: un debate social permanente

Por Juan Luis FuentesRevista Española de PedagogíaUniversidad Complutense de Madrid (UCM) 

AS-292534531182592@1446757075234_l

La educación vuelve a ser objeto de controversia en el panorama político español, si es que puede decirse que alguna vez ha dejado de serlo. Hace pocos días José Antonio Marina anunció su propuesta en torno a la diferente remuneración que a su juicio deben recibir los buenos y los no tan buenos profesores. La cuestión es más compleja que esta controvertida afirmación, y el propio Marina defendió en los medios varios puntos sobre los que cabría articularse, sin dejar clara, por otro lado, la manera concreta en la que en un hipotético caso se llevará a la práctica dicha medida. Como era de esperar fueron varias las voces, entre ellas, algunos sindicatos de profesores, que protestaron frente lo que podría interpretarse como un globo sonda que permite tantear la posición social ante una idea novedosa y algo arriesgada que formará parte del Libro Blanco que el Ministerio de Educación ha encargado a este autor. Sigue leyendo

Profesionalización e idiosincrasia de las revistas científicas de educación

Por Alfonso DiestroMarta Ruiz-Corbella y Arturo Galán. Editores de Aula Magna 2.0. Facultad de Educación (UNED)

IMG_0089La mejora de la calidad de la gestión editorial, la difusión y el impacto de las revistas científicas de educación es directamente proporcional, entre otros aspectos, a la profesionalización de los equipos editoriales de las mismas.

Las causas más destacadas, y que han precipitado el camino hacia la profesionalización de las revistas científicas de educación, residen en la presión de las corrientes internacionales de evaluación de la calidad de la ciencia. Estas corrientes se han concretado mediante el desarrollo de los grandes referentes en la evaluación de la calidad de las revistas científicas de educación en España e Iberoamérica como LATINDEX (1995), REDALYC (2002), así como las diferentes iniciativas nacionales como FECYT (2006) y su proyecto ARCE, los sistemas DICE y RESH del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, el índice bibliométrico IN-RECS, elaborado por el Grupo EC3, así como la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y la Acreditación (ANECA). En definitiva, lo que subyace en todas estas iniciativas es fomentar el logro de publicaciones científicas de calidad, competitivas y profesionalizadas. En poco tiempo se establecieron criterios y procesos de evaluación de todo lo que rodea a las revistas científicas –también a las de educación–, relacionadas con su normalización, estandarización, adaptación al medio, rigor, visibilidad, impacto y credibilidad, entre otros muchos aspectos. Sigue leyendo

MOOC, de la teoría a la evidencia

Monográfico de Educación XX1 (2015). Por Marta Ruiz-Corbella Editora de Educación XX1 y de Aula Magna 2.0. Facultad de Educación (UNED)

26218396A raíz del movimiento del Open Acess y de las enormes posibilidades que nos brindan las tecnologías, especialmente las opciones de los dispositivos móviles, se han expandido e introducido con fuerza los diseños de los MOOC: cursos masivos abiertos y en línea. No llega a una década que se iniciaron y contamos ya con repositorios, como son EdX o Coursera, que ofertan cientos de cursos a los que acceden miles de personas de todos los lugares del planeta. Formación que ha roto todas las barreras y que está marcando nuevas posibilidades, muchas de estas impensables hasta este momento, a cualquier oferta formativa. Cursos muchos de ellos de gran calidad, otros no tanto, pero a los que sus usuarios acceden buscando formación, entretenimiento, información… Sin duda estamos ante un movimiento que no podemos parar y que, a pesar de su corto recorrido, debemos investigar, valorar, evaluar. Muestra de este interés son, en solo 2 años (2013 -2015), los 131 documentos recogidos en DIALNET. Sigue leyendo

La evaluación de las competencias en los grados universitarios

Escribe: Dr. Ramón Pérez Juste. Profesor Emérito  (UNED)

En un reciente post abordaba la problemática de las competencias en los grados universitarios. Allí señalaba algunas de las dificultades derivadas de la necesaria cooperación entre los equipos docentes no sólo en el diseño sino en la implementación, seguimiento y evaluación de las mismas.

Con este post inicio una serie de varios, dedicados en concreto al tema de la evaluación. Importante aspecto pues, si consideramos lo relativo a las competencias como una innovación, y lo es, debemos tener en cuenta afirmaciones como las de Marchesi relativas al cambio educativo que intenta responder “a las aceleradas transformaciones sociales y tecnológicas”. Afirma el autor:

“El proceso de cambio culmina cuando las innovaciones dejan de ser algo especial en el centro educativo y se incorporan al funcionamiento normal de la organización escolar” (p. 88).

Sigue leyendo

La Guerra Fría universitaria

Escribe: José Luis González Geraldo (Universidad de Castilla-La Mancha) –
Facebook.com/joseluis.ggeraldo

[Párrafos extraídos del libro “Hacia una Universidad más Humana”. Pendiente de publicación]

En febrero de 2013, una comisión de expertos realizó el informe titulado “Propuestas para la reforma y mejora de la calidad y eficiencia del sistema universitario español”. Bajo ciertas premisas, como: “… las universidades son la piedra angular de la economía [no sociedad] del conocimiento” (2013, p. 6) o: “La universidad debe estar al servicio de la sociedad, no de sí misma” (p. 8), los expertos consideraron que el sistema universitario español requiere una profunda reforma. Tras ilusionarme con este acertado preámbulo y el consiguiente diagnóstico, encontré sentido a las palabras de un cacique indio, narradas por Eduardo Galeano, cuando tras escuchar a unos misioneros que trataban de evangelizarlos, les dijo: “Eso rasca. Y rasca mucho, y rasca muy bien […] Pero rasca donde no pica” (1989, p. 22). Una vez más, al igual que sucedía con la enseñanza basada en competencias, dan en la diana, pero sin sentido. Me explicaré con brevedad, pues no quisiera realizar un contra-informe del informe, pero sí señalar ciertos puntos que considero relevantes. Sigue leyendo

La universidad hoy: una mirada desde la filosofía

Escribe: María G. Amilburu. Titular de Filosofía de la Educación. UNED. Miembro de ESPYD

Como cualquier organismo vivo, la universidad ha experimentado desde sus orígenes un continuo proceso de evolución, en consonancia con el devenir de la historia y la situación social y cultural de cada época. En consecuencia, esta institución ha sufrido profundas transformaciones, tanto en lo que respecta al número y naturaleza de las disciplinas que en ella se cultivan como en el modo de concebir su propia identidad, su función social y el ideal de persona educada que propone [1].

La universidad ha sobrevivido durante más de ocho siglos gracias a su enorme capacidad de adaptación a los tiempos. Es ilusorio, por tanto, defender una visión inmovilista, idealizada, medieval, de la universidad; pero también es importante recordar que evolución no equivale a sustitución de una realidad por otra diferente. La evolución de la universidad -como la de cualquier otra institución humana- es necesaria y positiva, pero la sociedad se vería gravemente perjudicada si la universidad fuera reemplazada por otra realidad diferente, aunque conserve su mismo nombre. Sigue leyendo

Universidad y flexibilidad, o la apuesta para su necesario encuentro

Escribe: Marta Ruiz-Corbella. Facultad de Educación – UNED

Hace uncabecera_congreso_ICDEos días se desarrolló en Madrid la Conferencia Internacional del Consejo Internacional para la Educación Abierta y a Distancia (ICDE), organizado por mi institución, la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED). El lema fue “Movilizar la educación a distancia para la justicia social y la innovación”. Como en todos estos encuentros científicos, primó la diversidad de propuestas, de experiencias y la reiteración de muchas cuestiones ya repetidas en otros foros. Sin embargo, sí que hubo unas ideas que creo deben ser tenidas en cuenta y, más que nunca, abordadas en nuestras instituciones. No hay duda, nos guste o no, de que el modelo de universidad en el que estamos embarcados es el de la formación dirigida al mercado laboral. Las instituciones de educación superior son el puente entre el mundo del conocimiento y el mercado de trabajo. Ahora bien, este modelo educativo sigue siendo estático y con una capacidad de respuesta tremendamente lenta ante el cambio acelerado en el que estamos sumidos. La sociedad necesita respuestas rápidas, lo que se traduce para la universidad en capacidad de innovación, de cambio, de flexibilidad para preparar a los futuros profesionales de forma realista, es decir, con capacidad para afrontar situaciones para las que no ha sido preparado de forma directa. Sigue leyendo